Edificio de SEMOVI con daños estructurales; trabajadores temen regresar (Video)

México. El día de ayer llegó a la redacción de Letra Roja una denuncia de un trabajador que labora en el edificio de la Secretaría de Movilidad (SEMOVI) de la Ciudad de México, ubicado en Álvaro Obregón 269, en la colonia Roma, dicha persona refiere que teme por la integridad física de él, de compañeros y de usuarios que van a realizar trámites a dicha dependencia.

Después del sismo ocurrido el pasado 19 de septiembre, de  7.1 grados de magnitud, el edificio sufrió daños estructurales severos y sus autoridades refieren que estas ya fueron reparadas, por lo que el día de mañana regresarán a sus labores.

“La mayoría de los trabajadores no se sienten seguros en su lugar de trabajo, ya que si llegara a ocurrir un sismo de la misma magnitud o más fuerte el edificio no resistiría y colapsaría”, indica el trabajador.

A 14 días del sismo, el edificio fue pintado, resanado y hasta el momento siguen trabajando en reparaciones, en el lugar laboran aproximadamente 500 personas en dos turnos. Además cuenta con 10 pisos de áreas de trabajo y tres pisos de estacionamiento.

“Realmente es preocupante ya que del primer, al tercer piso se da atención al público en general.

“¿Cómo es posible que quieran meter gente a un edificio que no está en buenas condiciones?, realmente es preocupante”, indica el trabajador.

Hasta el día de hoy, los empleados fueron citados para recoger cosas, ya que el día del sismo se salieron sin nada y después de este los citaban afuera del edificio para estar enterados de qué ocurriría con él y cuando regresarían a sus labores.

El trabajador cuenta que el día del sismo fue horrible, ya que no hubo una persona que siguiera las instrucciones de protección civil y todos salieron alebrestados, por los nervios de imaginar que el edificio cayera el edificio encima de ellos, ya que no hay escaleras de emergencia.

“Además tampoco sirve la manguera de incendio; realmente no hay medidas de seguridad.

“El edificio está construido de tablaroca y plafón falso, el cual cayó y el día del sismo lastimó a trabajadores, de hecho hubo varias personas que sufrieron fractura de nariz.

“Hace dos años cuando hubo un temblor muy fuerte, lo único que hicieron fue resanar y ya, por eso nuestro miedo de que vuelvan hacer lo mismo y en otro temblor vengan secuelas lamentables”, indica el trabajador.

Por otra parte, denunció que en el piso 10 del edificio, el exsecretario de Movilidad de la Ciudad de México Héctor Serrano, el cual presentó su renuncia con fecha 18 de septiembre, tenía una cocina y de hecho el día del sismo no saben si fue de ahí o del edificio de enfrente, pero se presentó una fuga de gas.

Además, denunció que en la parte de arriba del edificio hay un contenedor de agua de 500 litros el cual sirve para abastecer a todo el edificio y se encuentra en muy malas condiciones, por lo que si llega a caer encima de la gente provocaría un accidente fatal.

Carlos Augusto Meneses Flores, el nuevo secretario de Movilidad de la Ciudad de México, entró en función el pasado 19 de septiembre, justo el día del sismo.

EM

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 545 suscriptores

Comentários no Facebook